La cuenca del Río Caura se nos muere

Share Button

 

El bello paisaje de la Cuenca del Caura. Foto Globovision

El bello paisaje de la Cuenca del Caura. Foto Globovision

Los venezolanos y el mundo entero tienen que ver con honda preocupación el incremento desmedido de la minería ilegal en esa gran reserva natural que es la Cuenca del Río Caura, en el Estado Bolívar.

La actividad aurífera se ha incrementado exponencialmente en la región, así como aumentaron los atropellos y maltratos a indígenas Yek’wana y Sanema, denuncia la organización Kuyujani mediante un comunicado de prensa.

La minería ilegal en el Caura es devastadora

La minería ilegal en el Caura es devastadora

La  masificación en la depredación de la cuenca alta del Caura es impresionante: más de tres mil mineros trabajan con maquinaria de tierra y de agua en el río Yuruaní y su desembocadura en el Caura.

Biotrek, turismo de aventura, ya no opera en el Caura

Biotrek, turismo de aventura, ya no opera en el Caura

En su programa Valen de viaje, por Onda La Superestación, Valentina Quintero entrevistó a Aramis Mateo de @Biotrektour, uno de los muchos operadores turísticos que trabajaban en la zona, quien le refirió que habían decidido dejar sus operaciones debido a la enorme devastación que la minería está haciendo en la naturaleza, así como la inseguridad que reina en el lugar, han destruido los refugios y churuatas que tenían para acampar, ya que militares y mineros están aliados para no permitir la entrada de otras personas, ni organizaciones que interfieran con su trabajo, a todas luces ilegal y destructivo.

Organización Kuyujani

Organización Kuyujani

La ORGANIZACIÓN INDIGENA DE LA CUENCA DEL CAURA “Kuyujani”, que agrupa a los 53 pueblos indígenas que hacen vida en la cuenca; encabezada por su director general, Magdaleno Cortés, denuncia que la situación se ha convertido en un asunto público, pero al parecer las autoridades y los cuerpos de inteligencia del Estado no han podido detectarlos.

Minería ilegal bajo la mirada de los militares

Minería ilegal bajo la mirada de los militares

“Los militares en lugar de brindar, ofrecer y garantizar la seguridad, la tranquilidad y la paz a los indígenas, dentro y fuera de sus tierras, han hecho y hacen todo lo contrario: crear un clima de terror, miedo, zozobra en los indígenas cuando transitan por los ríos o cuando llegan a los poblados rurales como Maripa, ya que son sometidos a diario a vejámenes y humillaciones. En la mayoría de los casos los militares en su manera de proceder en las requisas muestran tratos y conductas discriminatorias y menosprecio hacia los indígenas”, declara Cortés.

Magdaleno Cortes Presidente de la organización Kuyujani

Magdaleno Cortes Presidente de la organización Kuyujani

Aquí les dejamos el Comunicado de la ORGANIZACIÓN INDIGENA DE LA CUENCA DEL CAURA “Kuyujani”.

Cauce de el Caura. Foto cortesía Acoana

Cauce de el Caura. Foto cortesía Acoana

Ciudad Bolívar, 19 de Febrero de 2015
 
ORGANIZACIÓN INDIGENA DE LA CUENCA DEL CAURA “Kuyujani”  (Centro Indígena Ye’kwana Kuyujani Mai. Av. San Vicente de Paul con Callejón Los Teques. Barrio Hueco Lindo. Ciudad Bolívar. Estado Bolívar.Cel. 0426-8921860, 0426-8916887. E-mail:kuyujani@cantv.net)
 
 Nosotros legítimos representantes de las comunidades ye’kwana y sanema de la cuenca del río Caura, Estado Bolívar de Venezuela, hacemos del conocimiento público lo siguiente:
 -Sobre la Cuenca del Caura recaen cinco figuras de protección del ambiente las cuales excluyen en su totalidad la actividad minera. El acceso a la zona es mayoritariamente fluvial.
-Desde el año 2006, fecha en la casualmente también se debía entregar el título de propiedad colectivo sobre los hábitats a las comunidades indígenas de la cuenca del Caura, se produjo una invasión minera ilegal con nefastas consecuencias para las comunidades indígenas que allí hacemos vida.
-A partir de dicha invasión minera se pidió la colaboración de las Fuerzas Armadas Nacionales para controlar las incursiones mineras lo cual solo se logró parcialmente entre 2006-2008. A partir de 2008 mineros nacionales y extranjeros se apersonaron en la zona sin que las Fuerzas Armadas pudieran controlarles. Antes bien, los militares se han hecho cómplices de la minería ilegal aplicando vacunas para hacer llegar bienes y combustible a las zonas mineras.
-La Organización Kuyujani rechaza la actividad minera independientemente de que algunos pobladores locales participen en ella dado que la minería ha socavado la organización social y política de las comunidades afectando la salud de las comunidades dada la creciente y demostrada contaminación mercurial. -Los indígenas necesitamos gasolina para transportarnos y llegar a sus comunidades para lo cual tenemos cupos otorgados por PDVSA.
-Desde el mes de octubre de 2014, la Organización Kuyujani ha denunciado ante el REDI al Comandante del Puesto de Maripa Gianfranco Giordani Leal por irrespetar los cupos de combustible asignados para el transporte desde y hacia las comunidades que viven en la zona.
-El día de ayer 18 de Febrero, de forma arbitraria, dicho comandante se presentó en el sitio denominado el Playón y quemó una vivienda indígena. Luego subió al Salto Pará “Kuyuwi Sodi” y también quemó otra vivienda aparentemente en venganza por las denuncias que contra él se han hecho.
Los indígenas del lugar, retuvieron al comandante y a nueve soldados produciéndose disparos que afortunadamente no causaron daños. En este momento el Comandante Giordani Leal, así como los soldados se encuentran custodiados por los indígenas ye’kwana y sanema que allí viven. Sin embargo, al lugar están llegando masivamente los indígenas de la zona para sumarse a la protesta por el atropello cometido por los militares.
-El día de hoy 19 de febrero se presentó el comandante del puesto de Caicara al Salto Pará pero su presencia fue rechazada por los indígenas quienes no quieren entrevistarse con subalternos. En el momento actual, se están sumando a esta acción de protesta las comunidades no indígenas “criollas” del bajo Caura, tanto de Maripa, Jabillar y Trincheras quienes también están cansadas de los atropellos recibidos. Los indígenas queremos dialogar pero no aceptamos ni un atropello más. EXIGIMOS:
1) La presencia de altos representantes del gobierno, liderizados por el Vicepresidente Jorge Arreaza para dialogar pues estamos cansados tanto de los atropellos de los militares, como de los mineros que están destruyendo los ecosistemas y el territorio.
2) El retiro de los militares de Pie de Salto y del Salto Pará.
3) El desalojo minero en su totalidad.
4) Respeto a las disposiciones de PDVSA en materia de combustible.
5) Respeto a las comunidades indígenas del Caura.
6) Reconocimiento de nuestros derechos sobre los hábitats que ocupamos de manera ancestral y tradicional.

Fuente: Globovisión y Fundación Idea Genial @ideagenial

Share Button