Los Masái son “veterinarios” naturales

 Los científicos reconocen sus habilidades en el control y el diagnóstico, tanto en Kenia como en todo el mundo

 Un estudio liderado por científicos del Consejo Superior de Investigaciones Científicas ha concluido que el 93 por ciento de ellos diagnostican correctamente la enfermedad que sufre un animal, y que en cinco años (entre 2007 y 2011) este pueblo informó a las autoridades kenianas de la presencia de 59 animales salvajes enfermos.

A la vista de estas conclusiones, los científicos han subrayado la importancia de incluir a los indígenas en los programas de control de enfermedades.

El estudio, cuyas conclusiones han sido publicadas en la revista PLoS One, concluye que los indígenas de la tribu keniana de Masái Mara poseen conocimientos “robustos” sobre las enfermedades que sufren sus animales y aplican tratamientos científicamente comprobados para acabar con ellas.

El trabajo, según ha informado el CSIC, ha sido realizado en colaboración con científicos del Kenya Wildlife Service y de la Universidad de Ceará (Brasil), y concluye que estos indígenas juegan un papel positivo por varias razones.

Los Masái Mara desde hace generaciones, no solo la diagnostican sino que también saben tratarla e informan también a las autoridades de Kenia cuando observan los síntomas, destaca Samer Alasaad del CSIC.

 

Los investigadores entrevistaron a ganaderos de la reserva natural de Masái Mara, en el suroeste de Kenia, con el fin de entender sus conocimientos sobre la enfermedad. “Los resultados indican que el 66% sabe cuál es el parásito que la causa. Y el 69% conoce además su posible transmisión entre animales domésticos y salvajes”, indica Alasaad.

 “Los nativos con bajo poder económico en muchos países, como es el caso de esta tribu, conviven con sus animales domésticos y, al mismo tiempo, el ganado comparte espacio, pasto y agua con los animales salvajes de Masái Mara; de ahí la importancia de que estas tribus sean testigos directos de las enfermedades que afectan a sus animales”, concluye el investigador del CSIC.

 

Los Massái son una tribu guerrera de Kenia, una de las poblaciones más antiguas de África, que todavía mantiene la tradición de que un hombre es poderoso por la cantidad de animales que posee.

 Para ellos son sagrados sus animales y la naturaleza en general, ya que son sus principales proveedores de alimentos y vestidos, de allí su interés por conocerlos y cuidarlos como parte de su familia para preservarlos, un ejemplo de ecología Psicosocial.

Fuente: EFE y http://www.lagranepoca.com